Myriam Toledo, Arte3: ‘Nuestros alumnos salen preparados para trabajar en cualquier empresa’

La directora de la Escuela de Arte 3 de Madrid aborda sus proyectos y la necesidad de formación en el Sector.
Myriam Toledo, durante la entrevista en el stand de DiarioJoya, durante la pasada feria Madrid Joya.
miércoles, 30 de marzo de 2022 Actualizado a las 11:40

PROTAGONISTAS MADRIDJOYA | Hoy hablamos de formación con la directora de uno de los centros de estudios de joyería, orfebrería y esmalte más emblemáticos de nuestro país, la Escuela Arte 3 de Madrid. Un centro que precisamente a finales del año pasado lograba hacerse con el galardón para Entidades Públicas, en el marco de los Premios Nacionales de Artesanía.

Lo primero de todo es transmitirte a ti, y a todo el equipo de la Escuela Arte 3, nuestra enhorabuena por el reconocimiento a vuestro trabajo en los recientes Premios Nacionales de Artesanía.

Muchísimas gracias. La verdad es que ha sido un honor haber recibido el Premio Promociona a Entidades Públicas en el marco de los Premios Nacionales de Artesanía. Es un reconocimiento a la labor hecha durante muchísimos años por todo el colectivo educativo que ha estado luchando por la visibilidad del Centro, por guardar las tradiciones en los oficios, transmitirlas y también por innovar y experimentar en el sector de la joyería, la orfebrería y también del esmalte.

Como bien sabes, la falta de mano de obra cualificada en los diferentes ámbitos del sector joyero es una cuestión crítica. ¿Cómo lo percibís desde Arte3?

En nuestro caso, sobre el mundo de la formación, sí que es verdad que nos gustaría tener por lo menos un año más de formación. Nosotros tenemos dos años lectivos presenciales en el Centro, más un tercer año que es un cuatrimestre para realizar el proyecto final. Pero es verdad que nuestros alumnos demandan más formación.

Nuestra perspectiva es que no es necesario formar a muchísima gente, sino durante más tiempo. Para nosotros es mejor tener promociones pequeñas pero muy cualificadas. Si tenemos clases con pocas personas, al final redunda en que nuestra enseñanza es mucho más personalizada para cada uno. Se trata de una enseñanza que va dirigida a un diseñador que hace sus propias piezas o bien que sabe transmitir cómo hacerlas a los demás, siempre dentro de la excelencia profesional.

¿Pero esa formación está enfocada al autoempleo o también para trabajar en empresas?

Para ambos casos. De hecho, muchos de nuestros alumnos crean su propia marca pero es cierto que resulta complicado. Y otros entran a formar parte de algún programa de prácticas en empresas consolidadas y en muchas ocasiones se quedan a trabajar en ellas.

Esa era otra de las preguntas clave, ¿hay acuerdos de colaboración entre la Escuela y la empresa privada?

Por supuesto. Tenemos muchísimos acuerdos, sobre todo en el segundo año que es cuando los alumnos tienen que hacer prácticas. Son pocas horas pero contamos con acuerdos de colaboración con reconocidas firmas, por poner algunos ejemplos, como Luxenter, Grassy, o Apodemia. Marcas que son muy potentes en nuestro mercado y que abarcan un amplio espectro, desde la joyería más clásica hasta la más moderna, pero nuestros alumnos salen preparados para trabajar en todo tipo de empresas.

La directora de la Escuela Arte 3, Miriam Toledo, recibiendo el Premio Nacional de Artesanía

¿Os sentís apoyados por la Administración?

Si, si, nosotros somos enseñanza pública, es decir, que también somos Administración. Nos sentimos apoyados pero también somos conscientes que no somos formación profesional ya que ellos mueven más. Somos enseñanza de régimen especial. Yo veo que se confunde, nosotros somos equiparables a los conservatorios de música y a la danza. Estamos dentro de las enseñanzas artísticas. Nosotros no formamos, ni sacamos titulados a 200 al año, nosotros sacamos 20 o 30 titulados, son pocos pero excelentes, que es lo que necesitamos.

Formamos diseñadores, artistas que van a aportar al mercado, que van a formar sus propias empresas o a trabajar para otras. A partir de ahí pueden haber otras personas de formación profesional que pueden encargarse de producir esas piezas que nosotros diseñamos. Incluso hay gente de formación profesional que cree que formamos parte de ellos.

¿Tenéis asignaturas enfocadas a la inclusión empresarial o a nivel de comercialización online?

En el segundo año tienen una formación de orientación laboral que les centra en cómo formar su propia empresa, en cómo gestionar y saber cómo es un contrato, etc. Tenemos también unos profesores muy puestos en el tema de la venta online o en cómo hacer un estudio de marketing, que resulta ser muy importante si al final deciden lanzar su propia marca.

«Es necesaria una reconversión, ver qué nos hace falta, donde encaminamos nuestros estudios. Y es que necesitamos unirnos con los demás para que no se pierda el oficio»

Recientemente hablaba con Santiago Prada, presidente de la Asociación Joyas de Autor, que me decía que a veces el joyero, el diseñador, el creador, esta tan metido en su taller, en su mundo, que no sabe cómo vender su producto. ¿Es esa parte más comercial es quizás la que falta?

Claro, eso les pasa a todos los artistas. Ellos son felices en su taller, crean y crean  y tiene una colección en su taller increíble. Por eso también en esta escuela podemos formar personas que le acabe gustando el mundo del  comercio, o como comisarios o representantes. Que puedan tener esa sensibilidad para luego meterse en ese campo.

¿Y a nivel internacional colaboráis con otras entidades?

Si, nosotros tenemos unas becas Erasmus de formación y de prácticas de larga duración que son para alumnos que pueden estar cuatro meses formándose en otra escuela. Luego de prácticas, que son de dos meses y tenemos también de profesorado que puede ir a dar docencia y formarse.

Luego a nivel de colaboración entre centros justamente acabamos de terminar un proyecto europeo maravilloso, en el que hemos sido coordinadores, que se llama ‘El futuro es nuestra joya’. Ha sido un proyecto de tres años que hemos coordinado junto a otras escuelas de Grecia, Portugal, Italia y Reino Unido, donde hemos estado trabajando en el marco de la joyería sostenible, las tradiciones y los procedimientos de cada país. También cada año le hemos puesto un tema, el agua, el aire, la tierra y el fuego, los elementos naturales y los alumnos han estado haciendo piezas sobre esos temas. Posteriormente se seleccionan 15 piezas por cada centro que han estado en una exposición itinerante por cada país.

Y luego a la vez, ha habido movilidad de alumnado, durante una semana los alumnos han ido a conocer a las demás escuelas socias y han estado haciendo actividades para conocer las técnicas características de cada país. Por ejemplo, en Grecia han ido a aprender Mokume Gane y también visitas a yacimientos arqueológicos, y grandes colecciones de joyería.

¿Tenéis algún otro proyecto en marcha?

Si, pronto empezaremos otro proyecto conjunto llamado ‘Arts and Heart’ donde vamos a trabajar con la joyería simbólica y vamos a hacer un taller para ex-alumnos del centro que estén en paro. Trabajaremos con elementos reciclados que hayan sido recuperados del Rastro, en Madrid. La idea es traer a artistas joyeros que trabajan con la joyería sostenible y joyería con elementos reciclados. Vamos también a tener charlas y talleres específicos. Esto va a ser aproximadamente para el mes de Mayo.

Serán dos semanas de trabajo intenso. Lo estamos preparando ya porque son proyectos que hay que hacer con tiempo, hay que contactar con todos los artistas, ir viendo cómo vamos a determinar los talleres, la maquinaria, herramientas que vamos a utilizar, etc. También vamos a hacer rutas por el Rastro y ya estamos teniendo contacto con comerciantes.

¿Es necesaria esta colaboración entre centros?

Mucho. Es necesario tener contacto con otras escuelas del sector, tanto del sector como de fuera, porque es necesaria una reconversión, ver qué nos hace falta, donde encaminamos nuestros estudios. Y es que necesitamos unirnos con los demás para que no se pierda el oficio.

Noticias Relacionadas:

Lo más leído

Denisovanos: María Laura Muguiro Álvarez

El adorno personal femenino en la antigua Mérida

Denisovanos: Karen Marrun Matuk

Nueva ‘pasada de frenada’ de los medios generalistas: Diferencias entre brillante y diamante

Recordatorio: La ‘joyería emocional’ esta tarde en las Conferencias del IGE

Joyería, Historia y Universidad: ‘Orígenes’

José F. Alfaya: «Los consumidores están cada vez más concienciados y exigen respuestas»

Píldora formativa de modelado e impresión 3D: ‘Esclava Dio’

El diamante ‘solidario’ Red Cross consigue en Christies 14,3 millones de dólares

Cinco creaciones joyeras para esta primavera desde la isla de La Palma

Artículos por temas

Nir Cohen: «Los joyeros están buscando nuevas formas de diferenciarse apostando por tallas fantasía del diamante»

20 de mayo de 2022

Denisovanos: Regina Reyes y Silvia Hegewisch

20 de mayo de 2022

Sólo apto para aventureros: Garmin lanza su nuevo reloj inteligente Instinct 2 Series

20 de mayo de 2022

Nueva ‘pasada de frenada’ de los medios generalistas: Diferencias entre brillante y diamante

18 de mayo de 2022

Diseño

Economía & Empresa

Equipamiento/Tecnología

Ferias & Eventos

Formación

Gemología & Tasación

Jorge Rojas

Elena Almirall Arnal

Jean-Baptiste Tavernier

Chesco Díaz

Germán Pajares

María R. Dávila

Rough&Polished

Asociación Joyas de Autor

JORGC

AETA

IGE

MUBRI

Jorge Rojas

Elena Almirall Arnal

Jean-Baptiste Tavernier

Chesco Díaz

Germán Pajares

María R. Dávila

Rough&Polished

Asociación Joyas de Autor

JORGC

AETA

IGE

MUBRI